Seguidores

domingo, 3 de noviembre de 2013

LA ROSA Y SU ENEMIGA.

Este año los rosales han sido una y otra vez atacados por el mismo tipo de orugas, se ve que las condiciones climáticas han sido las idóneas y más de una vez he pensado que se cargarían los rosales ya que algunos han terminado a veces sin ni una miserable hoja, pero el rosal es una planta fuerte y de momento sobreviven.
En esta foto se aprecia la rosa y su enemigo comiéndose tranquilamente una hoja, creciendo y engordando para luego terminar siendo una mariposa.

Publicar un comentario