Seguidores

miércoles, 9 de septiembre de 2009

COGIENDO AGUA PARA LA POALÁ.



La Poalá del Raval Roig, comienza en el momento que se abre esta llave, dando paso a la salida del agua a raudales…





… después surgen cubos sedientos de agua, que se agolpan por llenarse del líquido elemento…



…algunas almas piadosas, refrescan la sed de aquellos que se agolpan ante la cuba.
En los primeros cinco minutos, el agua apenas aparece dispersa en charcos sueltos aquí y halla, junto con algún cuerpo serrano mojado, otros salpicados y unos cuanto aun secos.
Diez minutos después del inicio de la batalla acuosa, todo y tod@s los que están en el recinto vallado se encuentran cubierto de una mojada capa de agua. La guerra es imparable y nadie la podrá parar hasta que no se acabe el agua.

Publicar un comentario