Seguidores

lunes, 27 de abril de 2009

LA TIERRA DE LOBOS DE ELENA FILATOVA.


Cementerio de vehículos usados tras el accidente nuclear.

Elena Filatova es una motorista ucraniana que vive a 130 km. de la central nuclear de Chernobil y de vez en cuando, hace escapadas con su contador Geiger, hacia la mal llamada “zona muerta” o “tierra de lobos” como ella refiere.
Las casas, los pueblos, las carreteras se desmoronan poco a poco, la huella del hombre es engullida por la madre naturaleza.

Lugar plagado de pueblos fantasmas y ciudades de un silencio sobrecogedor donde el tiempo parece haberse detenido, aunque la naturaleza tras una primera aniquilación masiva de la vida circundante, mayor cuando mas cerca, parece haber ido ganando terreno paso a paso en la zona de exclusión abandonada por el ser humano, y la vida salvaje a florecido en toda su plenitud radiactiva en la mayoría de los casos, adaptándose y sobreviviendo tal vez los mas fuertes, algunos humanos quieren convertir esas zonas en parques naturales o nombres parecidos que no nos recuerden lo que allí late por los siglos de los siglos.
El sarcófago protege, pero no neutraliza la radiación.
Cuando entras en su Web, lo difícil es no encontrar un idioma entendible para el visitante, hay 13 para elegir y entre ellos el castellano, nada mas zambullirte entre sus datos, la intranquilidad empieza hacer mella tanto de tu cuerpo como de tu alma, la desolación que ves y lees te embarga fríamente…
Autodechoques abandonados en Prypyat.
Ármate de valor, visítala si quieres hacerte una idea real de lo que significo este accidente en su día y de las consecuencias que tubo, tiene y tendrá.
http://elenafilatova.com/

P.D.
O
s recomiendo visitarla por la noche, noche, sin ruidos de tele, cuando todo el mundo duerme, solo ante el monitor, con el altavoz encendido y déjate llevar.

Aclaración:
L
as imágenes de este día son una excepción al planteamiento de este blog, pero dado su valor testimonial, he querido poner algunos fragmentos visuales que permitan conocer rápidamente las consecuencias que tuvo la explosión en la gente del entorno de la central, para ellos siempre habrá un antes del accidente y un después que cambio sus vidas.
Publicar un comentario