Seguidores

martes, 18 de enero de 2011

EXHIBICIÓN Y CARRERAS DE GALERAS EN LA FIESTA DE SAN ANTÓN. UNICA EN EL MUNDO.


Detalle de la parte frontal y rodillos de la Galera, con control de dirección por cuerdas.


Habían dos Galeras con un acabado mejor, una de ellas era esta que estaba tuneada, la otra la podréis ver en mi próxima entrada.

Unos chavales bajando con la Galera por la cuesta de la antigua Fabrica de Tabacos, mientras que un amigo intenta seguirlos corriendo.


¿Padre e hijo? Un día al año quien no quiere recordar los juegos de antaño. Hubo una época que se perdieron estos juegos tradicionales pero desde hace años la comisión de San Antón con ayuda de los vecinos de toda la vida, quisieron recuperar uno de los juegos con que se divertían de niños por las empinadas cuestas de la Fabrica de Tabacos, lanzándose con Galeras artesanales fabricadas con piezas de aquí y de allá.


¿Padre e hijo? Las nuevas generaciones no quieren perderse el descenso en manos de sus padres.


Uno de los componentes de la Hiper Galera 5161 BHC, dando el impulso inicial a otra Galera.


¿Abuelo y nieto? Inician su descenso.



La Dama Infantil de las fiestas Sara de Castro no quiso perderse un descenso en Galera.



En esta foto podemos ver una Galera con control de dirección de madera y freno delantero.


Momento en que desciende la Galera tuneada, que alcanzaba mucha más velocidad.


Antiguamente hacíamos las Galeras hasta con cajas de la fruta de plástico, le acoplabas unas ruedas y te lanzabas cuesta abajo por la carretera, era una época donde no había ni tantas carreteras, ni tantos coches como ahora.



Cuando bajas el cuerpo vibra debido al pequeño diámetro de las ruedas y a que estas son de metal, cualquier movimiento mínimo o algo brusco en la dirección te lleva a estrellarte con mayor o menor fortuna según la velocidad que lleves.


¿Nieto y abuelo? Cuando los nietos crecen, las tornas se cambian y ellos pasan a dirigir la Galera, llevando de pasajero a un orgulloso yayo.



Puede que alguien diga que son peligrosas, pero conozco mas accidentados con lesiones de bici, que con Galeras. Por cierto las Galeras no necesitan timbre, ni pito para avisar a la gente que se aparte, porque sus rodillos metálicos genera un ruido bastante fuerte. También es verdad que según la habilidad de quien se tiraba, lo hacías por cuestas de mayor o menor inclinación y de mayor o menor longitud.
Publicar un comentario