Seguidores

domingo, 30 de diciembre de 2012

EL MONSTRUO DEL LAGO NESS.

Ayer soñaba que iba por las calles de Alicante con la moto y mis trastos fotográficos en la noche del Fin de Mundo Maya, ya que el día había pasado sin ninguna novedad pero todos sabemos que es la noche momento propicio para miedos y terrores a los que deseaba poder inmortalizar, sin embargo tras varias horas pasando frio sin nada interesante que fotografiar, fue entonces cuando al entrar en una rotonda las luces parecieron eclipsarse ante un ser monstruoso luminiscente que surgió ante mí.

Al parar la moto el cristal del casco se empaño ante mi respiración agitada.

Poco a poco la visión se aclaro y allí estaba, un ser de leyenda rojo como el infierno.

Sin duda era un primo lejano del monstruo del Lago Ness que había hecho acto de presencia en Alicante en forma de topiario luminoso por Navidad y no porque fuera el Fin del Mundo según los Mayas como mi imaginación había supuesto.

Pero como podéis ver es un dragón bastante urbano ya que existen señales que lo localizan.

Incluso cuando te descuidas se mete hasta en los portales de las casas colindantes.
Publicar un comentario